Ofrece una Misa - ACN Colombia

Al OFRECER UNA MISA a través de Ayuda a la Iglesia que Sufre, haremos llegar tus estipendios*, íntegramente, a sacerdotes en Colombia y en otros lugares del mundo que sufren por dificultad y pobreza, uno de ellos celebrará la Eucaristía por tus necesidades e intenciones. Gracias a tu ayuda, ellos pueden subsistir y así ejercer su labor misionera y sacerdotal para ayudar a toda su comunidad.

*Un estipendio de misa es un donativo que tú confías a un sacerdote para que lo destine a la celebración de una Eucaristía, por tus intenciones particulares.

*Para envíos de tarjetas físicas solo en el territorio nacional de Colombia.

Triduo

(3 Eucaristías)

$ 105.000

Novenario

(9 Eucaristías)

$ 315.000

Gregorianas

(30 Eucaristías)

$ 1.050.000

«La Eucaristía es el corazón y la cumbre de la vida de la Iglesia»

Catecismo de la Iglesia Católica, 1407

 

Los estipendios de misa son considerados emolumentos eclesiásticos, por tanto, no serán certificados como donativos para fines tributarios de acuerdo a la legislación tributaria colombiana vigente.

Diligencia el formulario para celebrar la Eucaristía:

Con este estipendio de Misa darás sustento a sacerdotes muy necesitados en el mundo. En 2020 se celebraron un total de 1.782.097 Misas a petición de nuestros benefactores, lo que nos permitió apoyar económicamente a un total de 45.655 sacerdotes –en promedio, uno de cada diez en todo el mundo–. Esto significa que ellos celebran más de 4.882 Misas diarias, y así, cada 20 segundos comienza una Misa en algún lugar del planeta, uno de ellos celebrará la(s) Eucaristía(s) por tus intenciones.

 

La mayoría de sacerdotes no solo emplean los estipendios de Misas para su propia manutención, sino también para cubrir parte de los gastos derivados de su actividad pastoral. Con ello, los estipendios de Misas garantizan el sustento inmediato de los sacerdotes y de sus parroquias.

Con tu donativo para Misas ayudamos a miles de sacerdotes

Al Hacer tu donativo a ACN Colombia apoyas a un sacerdote que se encuentra en situación de necesidad y persecución, pero es fiel al mandato del Señor: «Id por todo el mundo y predicad el Evangelio a toda criatura» (Mc. 16, 15). Además, participas de los beneficios de la eucaristía celebrada por tus intenciones.

DONAR